Lanzamiento de innovador proyecto de tratamiento de aguas en Pica

Agricultores y autoridades participaron del Seminario de Lanzamiento del Proyecto “Sistema de tratamiento de agua para el Limón de Pica”, que pretende mejorar la productividad de este cultivo insigne. Esta idea nace a raíz de una iniciativa desarrollada durante el año 2016 por la Universidad Católica del Norte a través del Centro de Investigación Tecnológica del Agua en el Desierto, CEITSAZA.

Reconocido a nivel nacional y mundial, el Limón de Pica es un producto, característico y considerado como uno de los frutos más cotizados por la gastronomía local.

Sin embargo, desde hace algunos años profesionales de CEITSAZA de la Universidad Católica del Norte de Antofagasta, buscan evaluar alternativas para resolver problemas asociados a la calidad de las aguas subterráneas mediante  iniciativas financiadas por el Fondo de Innovación para la Competitividad FIC del Gobierno Regional de Tarapacá, contribuyendo a mejorar la producción de cultivos como el Limón de Pica.

Aguas en estudio

Todo comienza entre el año 2016 y 2017, periodo en el que se monitorearon 35 pozos de la comuna, incluyendo el Valle de Quisma, identificando altos contenidos de sales disueltas en el agua, sulfato, cloruro, litio y boro, sobrepasando los niveles establecidos en NCh de riego 1333, lo cual impacta negativamente sobre la productividad de diversas especies frutícolas.

Es por ello, que CEITSAZA, en colaboración con agricultores de Pica, implementarán a escala piloto, tecnologías de osmosis inversa e intercambio iónico, que permitirán mejorar la calidad del agua de riego para posteriormente evaluar si esta alternativa es rentable para el cultivo en estudio.

 “En este proyecto estamos aportando con todo lo que es tratamiento de aguas para el cultivo del Limón de Pica, este proyecto es muy importante porque nos puede conectar inicialmente con otras comunas que tengan necesidades y problemas  similares a los que tenemos en nuestra región, además nos ayuda a ampliar nuestras redes de contacto y  colaboración con otros centros tecnológicos y comunidades de la macrozona norte”, sostuvo el Director de CEITSAZA, Francisco Remonsellez.

  Planta Piloto

El proyecto comenzó en septiembre de 2018, la planta móvil de tratamiento ya se encuentra en fase de construcción, como resultado de la fase preliminar de diseño. Se espera que a mediados de este año, se instale el prototipo en campo para evaluar su funcionamiento y efecto sobre el cultivo.

Esteban Leiva Painequeo, ingeniero agrónomo y director de la iniciativa, asegura que “el principal beneficio o impacto que tiene este proyecto, es que la planta de tratamiento es una alternativa para solucionar un problema y en este caso es la oportunidad de probar a nivel piloto, cómo es la implementación e identificar todas las implicancias que tiene, para poder después, modelar otros escalamientos, y ver si esto es rentable en el cultivo a largo plazo”.

Beneficio Agrícola

Orlando Tello, agricultor desde hace 12 años en la zona, considera que este es un proyecto ambicioso, pero tiene una significancia futura bastante importante, para poder llegar y seguir manteniendo uno de los frutos más importantes de Pica. “Le veo grandes expectativas a este proyecto, porque el hecho de usar tecnología nueva es realmente lo que a lo mejor puede ser una buena solución para la agricultura”.

Las actividades continuarán hasta abril de 2020, periodo que será decisivo, en cuanto al análisis de resultados, de esta manera cuantificar con mayor precisión el real beneficio que puede otorgar esta tecnología. Al mismo tiempo, se desarrollarán capacitaciones en manejo agronómico, y operación de la planta de tratamiento dirigidas a la comunidad de agricultores y estudiantes de la comuna de Pica.